jueves, enero 03, 2008

INFINITA TRISTEZA

Hola Emanuel:

Nunca me imaginé que lo que ha sucedido en éstos días llegara a suceder. Tenía plena certeza de que la primera entrada de éste nuevo año sería la celebración de la vida, de la libertad, del reencuentro, de la humanidad.

No fue así. Se impuso la violencia, la muerte, una vez mas. Sólo mentiras, disculpas, verdades a medias, cinismo, conveniencia. Lo mas doloroso es ver cómo muchos colombianos se han alegrado con lo sucedido. La vida de un niño de tres años, de dos mujeres, no vale nada para muchos de tus compatriotas. Que falta de conciencia, que podredumbre interior tan degradada habita en en las conciencias de mucha gente en éste país.

Siento en éste momento tanto dolor interior que de todo lo que se empieza a decir acerca de lo sucedido, tan sólo me consuela creer que por lo menos estas vivo, pues hasta el momento no se ha dicho lo contrario.

Me permito citarte éste comentario de otro cibernauta colombiano, que expresa mejor que yo lo que pienso de todo ésto.

"Yo no se que es peor, si las mentiras de los paracos y paracofilicos o las mentiras de los faracos y faracofilicos. Ahora resulta que desde Venezuela los áulicos de Chavez andan circulando versiones sobre el asesinato de las secuestradas.... Que desgracia, que porquería, pobre Colombia, sometida a los excrementos de este faracoides y paracoides, facciones, sectarias e inmorales, con ideologos bajos e inmundos, que acuden a la mentira y a la desinformación para pescar en río revuelto. Claro que a los Chavistas les cae al dedillo decir esto, no van a admitir que su mesías se equivoco, los derechistas de aquí dicen que ellos JAMAS torpedearon el proceso, y que ese manejo atroz que le dio Uribe, a la hipótesis de que Emmanuel esta en manos del ICBF es una muestra más de su intelecto superior. Tal para cual, en perfecta consonancia con el circo montado por Chavez, Uribe se saca a Emmanuel del sombrero. Y los secuestrados, sus familias y el resto de Colombiano, aquí, mirando como vuela la mierda de un lado a otro, y solo nos cae a nosotros. QUE ASCO."

PARAMECIO


Te dejo, además, ésta canción, de un cantante y viajero que anda por ahí, cambiando al mundo a punta de canciones, cantando la alegría y la tristeza de la vida, la tristeza de lo que sucede en éstos tiempos de violencia desatados por las almas oscuras que gobiernan éste mundo. Un cantante mundial que canta en muchos idiomas, que ha pasado largas temporadas en nuestra querida Bogotá, y en especial, en la Bogotá Subterránea (que, le pido a los dioses, algún día conozcas), Manu Chao.

No hay mas que decir. No hay nada mas que escribir. Infinita tristeza.






INFINITA TRISTEZA
MANU CHAO